El caos del parto

El caos del parto.
Casa de parts.jpg
Hace unas semanas subí una foto de la genial Casa de naixements dónde enseñé una habitación preciosa en la que varias personas me preguntaron si había que pagar algún extra para entrar (no; es para usuarias de la sanidad pública), hermosa y ordenada.

Así suele estar cuando entramos.

Pero hoy me apetece mostrar la foto del ‘durante’. Del caos que supone un parto.

Y es que a mí me parece precioso el durante. Me gusta esta foto precisamente porque se ve casi todo lo que se puede necesitar durante un parto…y casi nada de lo que se ve es estrictamente material quirúrgico o médico.

Se ve:

Una cama grande y cómoda, pero en una esquina de la habitación. Es un elemento más pero no el central.
Hay luz por la fotografía, pero la ventanas están cubiertas por estores que sacan gran parte de la luz.

Una liana para poder agarrarse, tirar, hacer fuerza. De cuclillas, de rodillas, sentada en una silla de partos.

Una bañera, para llevar mejor las contracciones, para dejar que los músculos se relajen.

Hay una colchoneta en el suelo, por si necesitan ponerse a cuatro patas, o en cualquier otra postura que su cuerpo les pida.

Alli, abajo, en el centro derecho de la imagen un pequeño campo estéril con el material quirúrgico que pudiéramos necesitar, gasas, y a parte agua caliente (para la protección perineal).

El fenómeno del nacimiento lleva implícito el movimiento y la libertad, y se puede dar una asistencia de calidad en un entorno más acogedor, más familiar.
Para mí ver esto fue una revolución.

No hay dos nacimientos iguales, ya que no hay dos mujeres iguales ni dos bebés iguales.

Sí tuviera que describir lo que se ve en absolutamente todos los nacimientos , sean como sean, con una palabra, sería: fuerza.

Nudo verdadero de cordón

View this post on Instagram

Nudo verdadero de cordón. Fotografia tomada por mi coR @rguezvanessa ❤ Un nudo verdadero es una condición muy infrecuente (yo he visto uno en toda la residencia y se estima que sucede en menos del 1% de los embarazos). No suele suponer un problema siempre que se mantenga flojo, como es el caso, y que es en la mayoría de las ocasiones, ya que la gelatina de wharton protege los vasos sanguíneos contenidos en el interior y de por si no contraindica un parto vaginal. En el caso del nudo que yo vi el RCTG estuvo perfecto (no hizo ni DIP1 en el expulsivo) y el bebé nació tras un parto vaginal espontáneo sin complicaciones. Este caso también ha sido un parto vaginal sin complicaciones. Sin embargo, y de forma muy infrecuente, si el nudo se aprieta, si puede suponer un problema grave por la restricción del flujo sanguíneo que llega al feto. De detectarse esta complicación el equipo de ginecología decidirá junto con la madre la actitud a tomar. ¿Y por qué pasa? Pues porque el bebé, especialmente en las primeras estapas del embarazo, tiene sitio para bailotear lo que quiere y más y si le da por hacer alguna 'voltereta' puede enredar el cordón (especialmente en aquellos cordones más largos). La naturaleza a mi me sigue pareciendo brutalmente brutal.

A post shared by LidiaCigüeña (@lidiaciguena) on

Recomendación de lectura: Senlleiras

View this post on Instagram

Hoxe un video con temática diferente: Recomendación de lectura. -Senlleiras, de Antía Yáñez, da Editorial Galaxia (@galaxiaeditorial). Premio Illa Nova de narrativa 2018. —- Aviso para castellano-hablantes que no entienden gallego: el video está en gallego 💙. Hablo rápido e igual no se me entiende (igual no me entiende ni un gallego). El libro está en gallego. El vídeo está dirigido a quien sepa gallego porque el libro está en gallego. Si no hablas gallego y quieres que te explique de qué va el libro para leertelo (si hablas castellano leer gallego puede ser un pelín más complicado pero se entiende bien y es una forma genial de aprender idiomas y acercarte otras culturas) puedes pedírmelo por MD. Si algún día lo traducen al castellano, le haré una reseña de nuevo. Si no te parece bien que haga videos en gallego, por favor, no sigas mi cuenta, seguiré haciéndolos. Siempre con respeto y educación, por favor ❤ #senlleiras #antiayañez #antiayanez #illanova #editorialgalaxia #feminismo #narrativagalega #lectura

A post shared by LidiaCigüeña (@lidiaciguena) on

Duelo perinatal

 

Enlaces de interés:

Grupos de apoyo al duelo perinatal

 

 

 

Por qué creo que la enfermería está como está

#ReconocimientoEIR

Lo mismo que os contaba ayer, hoy en formato vídeo.

La especialización en enfermería.

Este debate es un debate abierto con múltiples opiniones de distintos sectores, y a mi es algo que me asombra muchísimo y, bueno… ahí va mi opinión:

¿Cómo es posible que la gente respalde y respete tantísimo el sistema de formación MIR y sin embargo con el EIR aún tengamos que estar justificándonos?

Y lo digo a cuento de la última noticia que entra en mi whatsapp:

“La consejera de Sanidad de Valencia señala que crear puestos de trabajo específicos para profesionales especialistas “puede hacer atrapar a los profesionales en esa especialidad y que no tengan movilidad”.”

¡Hostia! ¡Pero si hasta nos apoya!…pero no, resulta que un poco antes señala que es un inconveniente.

¿Cuál es el inconveniente exactamente? ¿Qué la persona que trate a tu hijo en una unidad de hospitalización pediátrica se haya formado dos años a mayores del Grado Universitario específicamente en pediatría? ¿Qué la persona que atiende tu parto tenga que haber completado una formación asistiendo a un mínimo de 80 partos normales siendo tutelada? ¿Que se forme a una persona para fomentar hábitos de vida saludables entre la comunidad? ¿Qué quien esté contigo en tus últimos momentos haya dedicado su vida a aprender a como aliviar tu sufrimiento?

Me pregunto quién es la persona que quiere que lo trate la enfermera que acaba de llegar al servicio de urgencias por primera vez, aunque lleve 7 años trabajando en diálisis y sea una auténtica heroína que ha colaborado en salvar cientos de vidas y ha cogido otras tantas manos de pacientes para tranquilizarlos y acompañarlos en sus procesos.

¿Cuál es el interés detrás de todo esto? ¿De formar especialistas, invertir en ellos miles y miles de euros, y luego no permitirles trabajar como especialistas?

¿Es una enfermera no especialista vía EIR peor enfermera que una enfermera especialista vía EIR? ¡NO! Rotundamente no, pero tenemos que ser claros: a todos nos gusta trabajar en áreas en las que nos sentimos cómodos, y no pulular por los cientos de unidades diferentes, con sus cuidados y técnicas particulares, siendo cada día el nuevo, tardando el doble en cada tarea por no conocer la localización del material, y cuando te acostumbras: ¡Chas! A tu casa. Activa el sonido de tu móvil, te pueden llamar otra vez.

Venías de pediatría, ya llevabas allí unas semanas, parece que comenzabas a cogerle el truco al revisar las dosis 200 veces y de repente¡chas!, contrato de dos días en un centro de salud. De ahí, otras 4 semanas a urgencias. Y luego dos días en trauma, a cubrir unos LDs.

Y así cada semana, de cada mes, de cada año, durante…¿Cuánto? ¿10 años? ¿15? ¿20?

Especializarnos nos da la seguridad de que al menos, nos muevan a donde nos muevan, no nos sentiremos perdidos. Sabremos, mínimamente, qué nos vamos a encontrar. La enfermería ha avanzado muchísimo, cada vez tenemos una mayor responsabilidad, más competencias propias y sentimos un mayor grado de exigencia en nuestro desempeño.

Nadie desprecia a las enfermeras generalistas – y de así serlo, sería pura ignorancia- ya que al fin y al cabo, son las que están formando a las EIR. Muchísimas especialistas no son EIR, han accedido al título por vía excepcional o ni siquiera les han dado la oportunidad para ello, pero son especialistas. Porque han logrado llegar a un puesto en el que han podido establecerse, no sin esfuerzo, y han podido formarse como especialistas durante su desempeño laboral. Pero, si podemos, ¿por qué no acelerar ese proceso? ¿por qué hacernos pulular por todos los servicios hospitalarios y de atención primaria para finalmente asentarnos donde nos “toque” o donde “podamos”? ¡Si tenemos un sistema fantástico que sabemos que funciona! ¿Por qué no formar más –muchas más- y mejores EIR –mejorando la formación y las condiciones laborales- e ir poco a poco cubriendo las plazas de especialistas con especialistas? ¿Por qué no acelerar la concesión de las especialidades por vía excepcional a quienes lo hayan logrado? ¿Por qué no dejarnos crecer como profesión y cómo ciencia?

A nadie le gustaría pensar que lo va a operar de la rodilla un cirujano cardíaco. Y los cirujanos cardíacos son la caña. Operando corazones. En una rodilla…bueno, seguro que podría hacer algo, pero seguro que no sería excelente.

Y esto nos cae a todos de cajón, entonces ¿por qué nosotras tenemos que ser todotorrenos?

Dejadnos ser excelentes. Cuidar más y mejor a nuestra gente. Dejad que nos especialicemos, fomentadlo, remuneradlo, respetadnos.

Porque en esta vida todos, absolutamente todos, tenemos momentos en la vida en los que necesitamos que nos cuiden.

Y nosotras somos eso.

Especialistas en cuidar.

 

#ReconocimientoEIR

La maternidad no es un camino de rosas. Depresión postparto, maternity blues: no estás sola.

https://www.instagram.com/p/BiJzSLnAg6D

Enlaces de interés:

 

Opinión: noticia La Sexta “Una doctora decapita accidentalmente a un bebé prematuro durante el parto por no realizar una cesárea”

Notas: 

  • La seguridad de la cesárea frente al parto vaginal en la presentación de nalgas es todavía discutida, no existe un claro consenso, en gran medida, por el manejo del parto de nalgas.
  • Un parto de nalgas presenta más riesgos que un parto en presentación cefálica.

Bibliografía de interés:

https://www.rcog.org.uk/en/guidelines-research-services/guidelines/gtg20b/

Women should be informed that when planning delivery for a breech baby, the risk of perinatal mortality is approximately 0.5/1000 with caesarean section after 39 +0 weeks of gestation; and approximately 2.0/1000 with planned vaginal breech birth. This compares to approximately 1.0/1000 with planned cephalic birth.”